miércoles, 1 de septiembre de 2010

¿Cuándo necesito usar Antibióticos?

La respuesta depende de qué es lo que le está causando la infección. Las siguientes son algunas pautas básicas:

* Resfriados y la gripe: Los virus causan estas enfermedades. Éstas no se pueden curar con antibióticos.

* Tos o bronquitis: Casi siempre los virus causan estas. Sin embargo, si usted tiene un problema con sus pulmones o una enfermedad que dura largo tiempo, una bacteria podría en realidad ser la causa. Su médico puede decidir tratar de usar un antibiótico.

* Dolor de garganta: La mayoría de los dolores de garganta son causados por virus y no necesitan antibióticos. Sin embargo, la faringitis por estreptococo es causada por una bacteria. Su médico puede determinar si usted tiene faringitis por estreptococo y puede recetarle un antibiótico.

* Infecciones de oído: Existen varios tipos de infecciones de oído- Los antibióticos se usan para algunas, pero no para todas las infecciones de oído.

* Infecciones de los senos nasales: Los antibióticos se usan con frecuencia para tratar las infecciones de los senos paranasales. Sin embargo, una nariz con mucosidad y un moco amarillo o verde no necesariamente significan que usted necesite un antibiótico.

Para más información visite http://www.trustedprescriptionsonline.com

Mecanismo de acción de los Antibióticos

Debido a que los Antibióticos tienen efectos sobre una diversidad de bacterias, sus mecanismos de acción difieren basado en las características vitales de cada organismo y por lo general no existen en las células de mamíferos.

* Pared celular: Muchos antibióticos van dirigidos a bloquear la síntesis, exportación, organización o formación de la pared celular, específicamente los enlaces cruzados del peptidoglicano, el principal componente de la pared celular, sin interferir con los componentes intracelulares. También permiten la entrada de otros agentes antimicrobianos que no pueden atravesar la pared celular.Algunos ejemplos clásicos son:

* La Bacitracina: Inhibe al transportador del peptidoglucano hacia el exterior de la célula.
* La Penicilina: Inhibe la transpeptidación, una reacción en la que se producen los enlaces cruzados de la pared celular y bloquea los inhibidores de las autolisinas.
* Las Cefalosporinas: Inhiben la transpeptidación, por unicon a las proteinas implicadas en la ultima fase de la formacion de la pared celular.

* Membrana celular: Ciertos antibióticos pueden lesionar directa o indirectamente al inhibir la síntesis de los constituyentes la integridad de la membrana celular de las bacterias y de ciertos hongos. Ello destruye la integridad de la permeabilidad de la membrana, los elementos hidrosolubles y algunos que son tóxicos para el germen, pueden así entrar sin restricción al interior celular.

* Acción sobre el ADN: Algunos antibióticos actúan bloqueando la síntesis del ADN, ARN, ribosomas, ácidos nucléicos o las enzimas que participan en la síntesis de las proteínas, resultando en proteínas defectuosas. La mitomicina es un compuesto con estructura asimétrica y que se fija a las hélices del ADN e inhibe o bloquea la expresión de la enzima ADN polimerasa y, por ende, la replicación del ADN y el ensamblaje de las proteínas. La actinomicina, por su parte, ejerce su mecanismo en la misma manera que la mitomicina, solo que es una molécula simétrica.

* Acción sobre los ribosomas: Aproximadamente la mitad de los antibióticos actúan por inhibición de los ribosomas bacterianos, los orgánulos responsables de la síntesis de proteínas y que son distintos en composición de los ribosomas en mamíferos. Algunos ejemplos incluyen los aminoglucósidos , las tetraciclinas, eritromicina y la doxiciclina.

Para más información visite http://www.trustedprescriptionsonline.com

sábado, 9 de enero de 2010

Antibióticos

Los Antibióticos son sustancias químicas que pueden inhibir el crecimiento de, e incluso destruir, los microorganismos nocivos. Son especiales derivados de microorganismos u otros sistemas vivos, y se producen a escala industrial mediante un proceso de fermentación. Aunque los principios de acción de los Antibióticos no se descubrieron hasta el siglo XX, el primer uso conocido de los Antibióticos fue por los chinos hace más de 2500 años. Hoy en día, más de 10000 sustancias antibióticas se han reportado. Actualmente, los Antibióticos representan una industria de miles de millones de dólares que continúa creciendo cada año.

Los Antibióticos activos contra las bacterias son bacteriostático o bacteriocidal, es decir, están bien inhibir el crecimiento de organismos susceptibles o destruirlos. Sobre la base de su mecanismo de acción, los Antibióticos se clasifican en (1) las que afectan a la pared celular bacteriana de la biosíntesis, causando la pérdida de viabilidad y, a menudo, la lisis celular (penicilinas y las cefalosporinas, bacitracina, cicloserina, vancomicina), (2) los que Actúan directamente sobre la membrana celular, que afecta a su función de barrera y conduciendo a la filtración de componentes intracelulares (polimixina), (3) aquellos que interfieren con la biosíntesis de proteínas (cloranfenicol, tetraciclinas, eritromicina, espectinomicina, estreptomicina, gentamicina), (4) los que Afectan a la biosíntesis de ácidos nucleicos (rifampicina, novobiocin, quinolonas), y (5) los que bloquean pasos específicos en el metabolismo intermediario (sulfonamidas, trimetoprim). Véase también de Enzimas; Sulfonamide.

Los Antibióticos activos contra hongos son fungistatic o fungicida. Sus mecanismos de acción incluyen (1) la interacción con la membrana celular, dando lugar a fugas de los componentes citoplásmica (anfotericina, nistatina), (2) la interferencia con la síntesis de componentes de la membrana (ketoconazol, fluconazol), (3) la interferencia con la síntesis de ácido nucleico (5-fluorocytosine), y (4) la interferencia con el montaje microtúbulos (griseofulvina). Véase también Fungistat y fungicida.

Algunos medicamentos para combatir esta clase de bacterias son Ceftin, Biaxin, Floxin, Cleocin, Levaquin, entre otros.

Para más información visite http://www.trustedprescriptionsonline.com

Cuidado con los antibióticos

“En México hay antibióticos a los que se les ha desarrollado una resistencia por arriba de 80%, por ello es recomendable que su prescripción sea responsable, pues a veces se aplican de manera innecesaria e inadecuada”, afirmó Víctor Martel, gerente médico de Bristol-Myers Squibb, durante un taller sobre el uso racional de estos fármacos.

A fin de atajar estas prácticas, el laboratorio implanta programas de control de empleo, educación universitaria médica continua y campañas de difusión en conjunto con la industria farmacéutica.

Los abusos más relevantes en la práctica clínica se dan con una prescripción no necesaria, cuando se fomenta la automedicación y el tratamiento de infecciones virales y no bacterianas, o inadecuada por desconocimiento de la epidemiología de la infección, selección de antibióticos y tratamientos profilácticos inadecuados, así como el desconocimiento de las indicaciones de pruebas de susceptibilidad antimicrobiana.

La plática y el taller tratan de que la comunidad médica reconozca que, para lograr la permanencia y efectividad de los antibióticos, es necesario incrementar la prevención de enfermedades infecciosas e incentivar la vigilancia epidemiológica, pues la prevalencia de patógenos con cierta resistencia puede variar con el tiempo, lugar, población, unidad hospitalaria y periodo de hospitalización.

Para más información visite http://www.trustedprescriptionsonline.com

Zithromax

Zithromax se utiliza para tratar infecciones bacterianas leves o moderadas. Funciona en contra de diferentes bacterias, especialmente clamidia, hemófilus y estreptococo. Estas bacterias pueden causar infecciones de piel, nariz, garganta y pulmones. También pueden ser transmitidas a través de relaciones sexuales y causar infecciones genitales.

Muchos gérmenes viven en nuestro cuerpo o son comunes en el medio ambiente. Un sistema inmune sano puede eliminarlos o mantenerlos bajo control. Sin embargo, la infección por el VIH puede debilitar al sistema inmune. Las infecciones que se aprovechan de la presencia de un sistema inmune debilitado se llaman "infecciones oportunistas". Las personas con enfermedad por el VIH avanzada pueden desarrollar enfermedades oportunistas.

Para más información visite http://www.trustedprescriptionsonline.com